REFLEXIONANDO

Poco tengo que reflexionar en el día de hoy. Mi única duda sobre la jornada electoral de mañana es entre quedarme en casa o votar por Escons en Blanc, a ver si al menos nos ahorramos algún sueldo, ya que de todas formas nos van a gobernar Alemania y Goldman Sachs. Para mí, PP, PSOE y CIU son la misma mierda, que diría Felipe González. Nunca les he votado y nunca lo haré, ni a la derecha corrupta y reaccionaria, ni a la falsa izquierda. Lo del PSOE es casi de chiste, si no fuera por la gran hostia que se va a meter mañana: en un derroche de ese defecto tan suyo que es querer estar en todos lados para acabar no estando en ninguno (izquierda, izquierda, derecha, derecha, delante, detrás, un, dos, tres), por un lado piden el voto (no sé con qué cara) a sus fieles, y por el otro ya están pactando el traspaso de poderes con el Partido Popular. Los hechos de IC-V y ERC en el gobierno tripartito de Catalunya me impiden votarles de por vida, aunque otra cosa pensaría si la lista de los rojiverdes la encabezara quien la cierra, el jurista andaluz Carlos Jiménez Villarejo. En el caso de ERC, me apena que sólo hablen de soberanía en mitad de la ruina, no sólo económica, que padecemos. Triste ejemplo de estrechez de miras, ése de pensar y predicar que si te encierras en casa no te alcanzará el terremoto. Ni una sola fuerza extraparlamentaria merece mi confianza, salvo, quizá, aquellos que se comprometen a no ocupar sus escaños en el caso de que los ganen. Eso sí creo que merece una reflexión.

2 Responses to REFLEXIONANDO

  1. Daniel Hernandez says:

    Alfredo,

    necesitamos que gente como tu haga un esfuerzo y vote ESCONS EN BLANC. Si ganamos un escaño ya te digo que será el principio de algo importante. A más, será el primer país del mundo que pasa una cosa sí.
    Dicho esto: a por el NO-diputado

    • alfredo says:

      Estamos de acuerdo en que lo importante ha de pasar fuera del Parlamento. El cómo y el hacia dónde es lo que de verdad me interesa. En todo caso, vaciar algún escaño estaría bien, de este Parlamento y de todos los otros.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *